La Riviera Maya, y en particular Playa del Carmen, son considerados lugares paradisíacos por locales y foráneos. Sus playas, vistas exquisitas, cenotes y zonas selváticas atraen a más de uno para visitar y repetir.

Por la misma razón, es uno de los mejores lugares para vivir, y para algunos turistas internacionales se convierte también en el destino perfecto para retirarse.

 

Playa del Carmen: una ciudad cosmopolita

Mientras la Riviera Maya es uno de los destinos favoritos de los turistas, Playa del Carmen, por su conectividad nacional e internacional, es la sede de una cultura cosmopolita, que reúne personas y culturas de todo el mundo.

Tan solo en el 2020, alrededor de 1.2 millones de extranjeros residían en México, de los cuales 65.8% eran estadounidenses, mientras el 4.7% eran guatemaltecos y el 4.4% eran venezolanos. Sumado a esto, ubicaciones como Playa del Carmen y Cancún están entre los primeros lugares de popularidad entre los expatriados para tener una segunda casa.

 

Calidad de Vida inigualable

Vivir cerca de la playa, del mar, es uno de los mayores atractivos que ofrece Playa del Carmen para los locales, pero también para los extranjeros. 

Playa del Carmen ofrece las amenidades de una gran ciudad: siempre puedes encontrar un plan nocturno, una tienda que explorar, un restaurante de comida internacional que conocer, con el agregado de vivir en una ubicación cercana a la playa y el estilo de vida que ello ofrece.

La utilización de dólares como moneda de cambio local es otro de los beneficios que ha incrementado la calidad de vida de quienes habitan esta ciudad del Caribe Mexicano. Aquí se utiliza esta moneda para pagar salarios, cuentas y hasta hacer las compras, algo que ha cambiado la dinámica de la zona, y en cierta medida ha permitido su crecimiento constante y la posibilidad de hacer un dinero extra rentando propiedades en la misma divisa extranjera.

 

Potencia en turismo de bienestar

Mientras Tulum es conocida como una de las capitales mundiales del Wellness, Playa del Carmen no se queda atrás.

Algunos jubilados foráneos eligen este destino por cuestiones de salud: la brisa marina, el constante contacto con la naturaleza, asegura una vida libre del estrés y las preocupaciones de la gran ciudad. Es vivir lejos del tráfico, la contaminación, el ruido y las aglomeraciones, un aspecto muy apreciado para quien ha decidido relajarse en la etapa del retiro.

 

Oportunidad de Inversión

El interés que despierta Playa del Carmen entre los jubilados ofrece una importante ventana de oportunidad para los inversionistas. Poseer una propiedad, desde un departamento hasta un condo o una casa, puede ser una forma de obtener un ingreso estable al ponerla en renta por periodos cortos (Airbnb) o largos, pero también se convierte en un beneficio a largo plazo, pues puedes utilizarla como casa de retiro propia.

 

Conoce los proyectos exclusivos que tenemos para ti en IMMO Investments, y empieza a planear la mejor inversión para tu presente y el hogar para tu futuro.